US_Capitol_during_government_shutdown;_east_side;_Washington,_DC;_2013-10-06Por Mercy Benzaquen 9/26/2015

El Gobierno federal de los Estados Unidos podría cerrar el próximo 1 de octubre. Esto si los miembros del Congreso estadounidense no logran llegar a un acuerdo sobre el presupuesto del país antes del 30 de septiembre, que marca el comienzo de un nuevo año fiscal.

El desacuerdo se centra en el tema del aborto. Los Republicanos se proponen cortar los fondos federales destinados al programa de Planned Parenthood, aún si esto resulte en el cierre temporal del Gobierno. No es la primera vez que los Republicanos se oponen a la organización, pero su lucha se ha intensificado después de que un grupo anti-abortos publicó videos secretos en los que se puede ver a funcionarios de Planned Parenthood hablando sobre la venta de tejido fetal. La organización se defendió argumentando que la edición del video pone conversaciones fuera de contexto para transmitir un mensaje erróneo.

El pasado martes, los demócratas del Senado bloquearon un medida republicana para restringir los fondos destinados a esta organización. El líder de la mayoría del Senado, Mitch McConnell, fijó una votación para este jueves con el fin de evitar una clausura gubernamental. El Congreso votará por una legislación provisional que también bloquearía los fondos federales para Planned Parenthood durante un año, por lo que se espera que sea nuevamente bloqueada por los Demócratas.

La sorpresiva renuncia de John Boehner, el presidente de la Cámara de Representantes, podría disminuir la posibilidad de un cierre gubernamental. En las últimas semanas, el líder se enfrentó a una inmensa presión por parte de los legisladores republicanos, quienes amenazaban con destituirlo a través de una moción de censura si no apoyaba un plan de financiación para evitar el cierre del Gobierno. Ahora que el puesto de Boehner no está en la línea, éste no podrá ser disuadido por los Republicanos, lo que significa que ambos partidos deberán trabajar juntos para acordar un presupuesto que impida el cierre del Gobierno.

La situación es similar a la de hace 2 años cuando se intentó bloquear la implementación del Affordable Care Act, lo que provocó el cierre del Gobierno por 16 días.

El cierre resultaría en una pérdida de recursos valiosos y afectaría a aquellos que dependen de la economía del Gobierno federal. Aún se desconocen los planes de emergencia que el Gobierno aplicaría en caso de un cierre a principios de octubre. Pero el ejemplo de hace dos años atrás ofrece una idea de cómo actuarían las agencias federales en caso de un cierre.

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *